La Granada: cómo elegirla y abrirla

granada

granada

La granada se considera una superfruta para dietas  por su bajo aporte calórico (sólo 83 kcal por cada 100 gramos) y por la gran cantidad de nutrientes que contiene: rica en antioxidantes y potasio, calcio, magnesio, hierro, manganeso, cobre, zinc y vitaminas. Su temporada va desde todo el otoño hasta enero y será muy fácil encontrarla para los residentes en España, ya que es uno de los principales productores de granada en el mundo.

¿Cómo es una granada por dentro?

Para saberlo hemos realizado un corte sagital a la granada para que se vea bien los granos llamados arilos (tienen forma de dientes). Los arilos están agrupados en compartimentos y separados por un total de seis membranas. Parece muy complicado pero no lo es, imaginaos una naranja que está formado por gajos. La piel de los gajos equivaldría a la membrana de la granada y el interior del gajo a los arilos.

granada cortada por la mitad

granada cortada por la mitad

¿ Cómo elegir y conservar la granada?

Para elegir correctamente la granada hay que fijarse en que no tenga cortes ni golpes. La piel o corteza debe ser dura y tersa, sin arrugas, con un color rojizo tirando más a marrón. El tamaño debe ser más grande que una manzana habitual y debe ser más pesada de lo que aparenta. Si aún así no estamos seguros, podemos probar a presionar ligeramente y si emite un ruido metálico significará que está madura.

Es fácil conservar la granada durante unos días porque no necesita mucho, tan sólo estar a temperatura ambiente. Si necesitáramos conservarla durante más tiempo, es suficiente guardarla en el frigorífico, puesto que aguantará bien unas tres semanas.

¿Cómo cortar de forma adecuada la granada?

  1. Cortamos de forma horizontal 1 cm desde la corona, como cuando cortamos un melón por uno de los dos lados. El corte empleado es justo el opuesto del de la foto de arriba.
  2. Realizamos un corte vertical (ahora sí, como el de la foto de arriba) por donde transcurre la membrana. En total debemos realizar seis cortes que es el mismo número de membranas que tiene.
  3. Tiramos de dentro hacia fuera para poder abrir la granada (es el mismo gesto que cuando abrimos una naranja).
  4. Cogemos un bol para recoger los arilos que vayan cayendo.
  5. Nos ponemos sobre el bol y tomamos una parte de la granada y con la ayuda de un cucharón de madera vamos dándole golpes para que los arilos se desprendan de forma natural de las membranas. Repetimos el mismo proceso con los otros cinco trozos de la granada.

Trucos y consejos:

  • Gracias a su color rojo intenso combina muy bien con ensaladas o como elemento decorativo de una receta.
  • Curiosidad de la granada, esta fruta es tan antigua que incluso hay indicios de ella en las tumbas de la era egipcia datadas del 2500 a.C.

 

¿Os ha gustado este post la Granada: cómo elegirla y abrirla?Esperamos que haya sido así. Si te ha gustado y crees que puede interesar a alguien más, no olvides compartirlo en FacebookTwitterG+… ¡Gracias! y como siempre, os recordamos que si os suscribís a nuestro blog, recibiréis las nuevas recetas por correo electrónico.

VN:F [1.9.22_1171]
Puntua este post
Rating: 10.0/10 (5 votes cast)
VN:F [1.9.22_1171]
Rating: +4 (from 4 votes)
La Granada: cómo elegirla y abrirla, 10.0 out of 10 based on 5 ratings

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *